Cuando la caries dental ha alcanzado el nervio del diente es necesario realizar una endodoncia. Con la endodoncia se remueve la pulpa dental o nervio del diente. Una vez terminada la endodoncia es necesario restaurar el diente con un empaste de composite o mediante una incrustación o corona dental.